Ser cliente de una escort (B-16)

No hay duda que, cuando fijes una cita, has de ser muy puntual. En el caso de que, por cualquier cosa no lo puedas ser, debes llamar y comunicárselo. Sí, ya sé, es una norma de educación que muchas veces nos saltamos. Piensa que tú no eres tan importante como para hacer perder el tiempo a nadie.

          Si hay algo que no debes de hacer (ni por teléfono ni en persona) es ponerte a regatear ni a discutir ningún tipo de precio. Si te gusta bien y si no también. No hace falta decir que no vas a llegar a ningún sitio discutiendo con una escort. Y menos ganar una discusión. Así que olvÍdate. Lo más sensato es llegar lo antes posible a un acuerdo. Recuerda de pagar antes por el servicio. Si ella te lo reclama no está bien. TÚ paga antes. Luego, si te has quedado satisfecho, le puedes dar una propina. Recuerda: no debes decir palabrotas ni palabras soeces. Se amable y correcto con ella.

          Muy importante: tú higiene ha de ser perfecta.

Ser cliente de una escort
X

X